Jalis de la Serna: “La cerveza supone compartir un rato con amigos y sonrisas”

0
407

Jalis de la Serna es uno de los presentadores más conocidos de la Sexta. En la cadena de Atresmedia ha conducido programas como ‘En Tierra Hostil’, ‘Encarcelados’ y ‘Enviado especial’, espacio de investigación que todavía sigue formando parte de la programación del canal. Antes de ese cambio de imagen tan comentado y celebrado por sus seguidores , Jalis nos concedió esta entrevista donde charlamos muy a gusto disfrutando de una buena cerveza, sobre su opinión, preferencias y experiencias entorno a esta milenaria bebida.

¿Recuerdas la primera vez que probaste la cerveza?

Pues, ¡Sí! Lo recuerdo bien y por lo menos, conscientemente. Fue una vez que mi padre fue a ver a un familiar. Yo tenía 13 ó 14 años y me ofrecieron un vaso de cerveza al llegar; busqué la mirada de mi padre y asintió. Me tomé un trago y recuerdo que me supo muy amarga; me supo genial.

¿Qué es lo que buscas en una cerveza ya con los años?

Yo, la verdad es que paso mucho tiempo trabajando. Hay días que empiezo a trabajar a  las 7 de la mañana y termino a las 8 de la tarde por circunstancias y cuando acabo de grabar siempre lo primero que tomo es una cervecita con limón por aquello de que hidrata muy bien y luego lo que busco en una cerveza es el refresco; siempre busco una cerveza rubia, suave y refrescante; o sea para mí, una cerveza es una bebida isotónica. La cerveza es parte de mi ocio más cercano, más directo. La cerveza supone compartir un rato con amigos y sonrisas.

¿Te consideras un experto?

¡No! En absoluto.

¿Qué estilo de cerveza prefieres tomar?

Suelo pedir Pilsner o Lager porque son un poco las más suaves y las más aceptables para los paladares que tenemos acostumbrados en España; pero ahora está muy de moda la IPA, la Indian Pale Ale y como he viajado mucho por EEUU y Europa y la tienen allí con grandes titulares pregunté lo que eran, las probé y para mí es una cerveza muy amarga, como un bitter, a mí no me convencen.

Jalis de la Serna entrevista cerveza a El Santuario de la Cerveza
Jalis de la Serna y Santuario de la cerveza

Y tú que viajas mucho ¿Te gusta probar la cerveza de cada país?

¡Siempre! Sí, la cerveza es un elemento importante en mi vida. He estado en la fábrica de Heineken; nos buscamos la vida para ir allí en un viaje a Holanda. Nos hemos buscado la vida para conocer cervezas siempre. He probado cerveza en cada país en el que he estado y yo suelo pedir cerveza  para comer. El único país que creo que es distinto es Corea del norte e incluso allí he tenido suerte y me han puesto una cerveza para comer. No recuerdo el nombre, era la cerveza de allí y visitamos, incluso, la fábrica en una visita guiada y sí te puedo decir que me pareció una cerveza excelente.

Me encantaría que hubiera más variedad de cerveza en los restaurantes y que me lo explicaran bien: ésta te va sorprender, ésta es más cítrica, ésta más refrescante… que me aconsejaran.

 

¿Notas mucha diferencia entre las distintas cervezas de los países?

Sí que puedo notar diferencia; si vas por ejemplo a Bélgica te van a poner una cerveza con un punto de amargor más importante que aquí. Aquí creo que somos un poco más planos con la cerveza. En España, somos gente que nos gusta la cerveza pero creo que es una bebida por inspeccionar. Creo que le ha mermado mucho interés el vino.

¿Sabrías diferenciar las distintas cervezas?

Yo creo que sí, la de trigo sí. La Paulaner creo que la he probado bastante; la Stout que creo que es una variedad previa a la cerveza negra, ¿no? que es una cerveza rojiza y una que viene en lata amarilla que creo que es escocesa. Porter creo que no la he probado. La verdad es que me encanta la cerveza; siempre que me han ofrecido una cerveza diferente la he probado y me han gustado casi todas.

Cuando viajas ya me dices que pruebas pero aquí en España ¿siempre pides la misma?

Pues aunque suene polémico porque yo soy de Madrid, estoy muy identificado con Madrid y soy del Atlético y siempre parece que la cerveza Mahou, que me gusta mucho, es la que resuelve todas las ambiciones, yo siempre que puedo pruebo cervezas diferentes. Pero tengo a mi madre, por ejemplo, que es peruana que siempre pide Mahou cinco estrellas y no toma otra que no sea Mahou. Yo he probado muchas cervezas artesanas y la de Colmenar viejo me gustaba; tenía calidad; la Odín, hecha con agua de Peñalara. Yo creo que era de calidad.

Y ¿dónde sueles tomarlas?

En bares. Generalmente en bares. Por mi trabajo te citas en bares, otras veces donde se encuentre más a gusto la persona a la que voy a entrevistar; pero normalmente en bares.

Dependiendo del momento o el ánimo ¿pides una u otra cerveza?

Yo tomo cerveza de manera habitual y a lo mejor igual que buscas la hamburguesa o el chuletón donde te gusta, pues no soy una persona que me complique mucho la vida al tomar una cerveza. Sí que es verdad que al final dentro de lo comercial, de lo que puedes tomar en bares o encuentras en los supermercados pues me gusta mucho la A.K.Damm que es de La Alsacia. Me parece profundamente refrescante y si llego a un sitio y hay A.K.Damm me tomo una porque me parece muy sabrosa y que tiene un sabor que me encanta. Y si la quiero para que me dure un rato me pido una Damm de doble malta que es una cerveza con graduación y dura un rato.

 ¿Crees que aquí se hace buena cerveza?

Bueno, en mi opinión, que es bastante amateur, seguramente en España tenemos cosas que aprender.

 En tu casa ¿qué cerveza no falta?

Pues Mahou y Heineken. Las dos. Tengo 4 tercios de Mahou y 4 tercios de Heineken. Empatamos con Holanda. (Risas)

¿Una cerveza que te haya sorprendido por algo?

Como la cerveza es un líquido elemento que nos gusta a tantos pues yo recuerdo en Colmenar, que allí he vivido mucho, recuerdo abrir una cerveza allí que me sorprendió, una Mort Subite que sabía mucho a cereza y en su momento me extrañó muchísimo y me interesó pero es verdad que tomas una y no quieres más, al menos en mi caso.

Dime otra que no te volverías a tomar.

Pues aunque sé que me van a matar los amantes de la cerveza para siempre, yo no me tomaría más una Guinness. Me sabía a regaliz, a hueso y a palo y no apetecía nada seguir bebiendo eso.

¿Por qué crees que en los restaurantes no hay una carta tan extensa de cerveza igual que de vino?

Pues, creo que son temas educativos. Cuando éramos  jóvenes te estoy hablando que yo tuviera 16 ó 17 años, había una cerveza que era la Mahou y si me apuras la Cruzcampo, la San Miguel y si vamos más allá, un fenómeno tenía la Heineken. Somos un país que va muy atrás en esa cultura de la cerveza. Se ha tomado mucho tiempo como un refresco, o sea, nadie se plantea, por ejemplo, por qué no hay siete marcas de Cola. Vivimos en un país en el que hace mucho calor y la cerveza la buscas para saciar la sed; te tomas la primera y te sienta fenomenal. No te paras más a pensar. No como el vino que es una bebida más reflexiva que apreciamos los matices pero me encantaría que hubiera más variedad de cerveza en los restaurantes y que me lo explicaran bien: ésta te va sorprender, ésta es más cítrica, ésta más refrescante… que me aconsejaran. Yo pruebo todas la cervezas pero vamos a conocerlas juntos.

¿Con qué personaje histórico te gustaría tomarte algo?

Con Charles de Gaulle.

Y ¿con quién no? aunque fuera uno de los mejores restaurantes.

Con Adolf Hitler.

Por último ¿con quién compartirías charla y cerveza?

Con Jota Abril, gran amigo.